jueves, 3 de julio de 2014

REFLEXION PARA HOY


3 Me rodearon ligaduras de muerte,
Me encontraron las angustias del Seol;
Angustia y dolor había yo hallado.
Entonces invoqué el nombre de Jehová, diciendo:
Oh Jehová, libra ahora mi alma.
Clemente es Jehová, y justo;
Sí, misericordioso es nuestro Dios.


Jehová guarda a los sencillos;

Estaba yo postrado, y me salvó.
Vuelve, oh alma mía, a tu reposo,
Porque Jehová te ha hecho bien.
Pues tú has librado mi alma de la muerte,
Mis ojos de lágrimas,
Y mis pies de resbalar.
Amado hermano, hermana, amigo, amiga, Satanás hará todo lo que este a su alcance para alejarte del destino que Dios tiene preparado opara tí, pero Jesús vino para darnos vida en abundancia, por tanto lo primero es aceptarle a él, aceptar su gracia salvadora, y resistir. La victoria está asegurada.
Publicar un comentario