jueves, 10 de abril de 2014

¿Qué tanto sabes de tu nariz? ¡Chequea estas 5 curiosidades!


¿Te gusta tu nariz? Muchas personas se incomodan por su tamaño o forma, otras sufren de sinusitis y les cuesta trabajo respirar. Muchas veces solamente sabemos que existe porque con la gripa nos es complicado pasar una buena noche al tratar de dormir.
Dicen que  la forma de la nariz condiciona la perfección de la belleza de un rostro, por tal razón, la rinoplastia es una de las operaciones estéticas más demandadas del mundo, lo q¿Te gusta tu nariz? Muchas personas se incomodan por su tamaño o forma, otras sufren de sinusitis y les cuesta trabajo respirar. Muchas veces solamente sabemos que existe porque con la gripa nos es complicado pasar una buena noche al tratar de dormir.
Dicen que  la forma de la nariz condiciona la perfección de la belleza de un rostro, por tal razón, la rinoplastia es una de las operaciones estéticas más demandadas del mundo, lo que convierte a la nariz en una de las partes del cuerpo más operadas del mundo. 
El blog “Ojo científico” publicó cinco asombrosas curiosidades relacionadas con la nariz que estamos seguros que te sorprenderán.
1.- Existen 14 tipos de narices: Si no te gusta tu nariz, debes saber que existen 13 formas más en caso de que quieras operarla. Entre las catorce formas de apéndice nasal registradas, se encuentran desde la nariz griega, recta, la aguileña, la fina y con forma de gancho hacia abajo. Sin embargo, algunos expertos consideran que no se pueden simplificar tanto, ya que la nariz es una estructura compleja, lo que hace que haya un sinfín de posibilidades entre las tres partes que la conforman: los huesos nasales, los cartílagos laterales y los cartílagos laterales inferiores.
2.- La forma de estornudar puede ser genética: La forma de estornudar de cada persona es tan particular que puede convertirse en rasgos distintivo. La forma en que estornudamos, más allá de lo puramente biológico, puede ser algo que se hereda. Es normal que los miembros de una misma familia posean un estilo de estornudo similar. Esto se debe a que los tejidos y las acciones musculares implicadas en el estornudo son genética y morfológicamente similares.
3.- La nariz y la belleza: La nariz de una persona puede influir enormemente en la percepción de la belleza de su rostro. La nariz es la parte más prominente de la cara, por lo que es lo primero que notamos de alguien. Junto a ello, este apéndice se ha asociado al carácter de la persona. Puede que esta sea la razón de que la rinoplastia sea la segunda cirugía estética más demandada, además de una de las más complicadas.
4.- La nariz crece hacia abajo: Al cumplir diez años, la nariz de un ser humano ya ha adquirido la que será su forma definitiva. Sin embargo, continuará creciendo entre cinco y siete años más en el caso de las mujeres y hasta los 17 o 19 años en los hombres. Con el paso del tiempo, la nariz se alarga y se cae a causa de gravedad y la ruptura gradual del colágeno y la elastina de la piel, especialmente en la punta.
5.- Está conectada a tu memoria: En ocasiones, percibir un determinado aroma nos transporta de forma automática a un recuerdo del pasado, generalmente emotivo. Esta situación se debe al hecho de que el sentido del olfato está directamente conectado al sistema límbico, la parte del cerebro relacionada con la atribución de la emoción a determinados eventos. Además, el olfato es el único de los cinco sentidos que tiene vía directa con el hipocampo y la amígdala, órganos que participan en la formación de la memoria y procesan las emociones y los recuerdos, respectivamenteue convierte a la nariz en una de las partes del cuerpo más operadas del mundo. 
El blog “Ojo científico” publicó cinco asombrosas curiosidades relacionadas con la nariz que estamos seguros que te sorprenderán.
1.- Existen 14 tipos de narices: Si no te gusta tu nariz, debes saber que existen 13 formas más en caso de que quieras operarla. Entre las catorce formas de apéndice nasal registradas, se encuentran desde la nariz griega, recta, la aguileña, la fina y con forma de gancho hacia abajo. Sin embargo, algunos expertos consideran que no se pueden simplificar tanto, ya que la nariz es una estructura compleja, lo que hace que haya un sinfín de posibilidades entre las tres partes que la conforman: los huesos nasales, los cartílagos laterales y los cartílagos laterales inferiores.
2.- La forma de estornudar puede ser genética: La forma de estornudar de cada persona es tan particular que puede convertirse en rasgos distintivo. La forma en que estornudamos, más allá de lo puramente biológico, puede ser algo que se hereda. Es normal que los miembros de una misma familia posean un estilo de estornudo similar. Esto se debe a que los tejidos y las acciones musculares implicadas en el estornudo son genética y morfológicamente similares.
3.- La nariz y la belleza: La nariz de una persona puede influir enormemente en la percepción de la belleza de su rostro. La nariz es la parte más prominente de la cara, por lo que es lo primero que notamos de alguien. Junto a ello, este apéndice se ha asociado al carácter de la persona. Puede que esta sea la razón de que la rinoplastia sea la segunda cirugía estética más demandada, además de una de las más complicadas.
4.- La nariz crece hacia abajo: Al cumplir diez años, la nariz de un ser humano ya ha adquirido la que será su forma definitiva. Sin embargo, continuará creciendo entre cinco y siete años más en el caso de las mujeres y hasta los 17 o 19 años en los hombres. Con el paso del tiempo, la nariz se alarga y se cae a causa de gravedad y la ruptura gradual del colágeno y la elastina de la piel, especialmente en la punta.
5.- Está conectada a tu memoria: En ocasiones, percibir un determinado aroma nos transporta de forma automática a un recuerdo del pasado, generalmente emotivo. Esta situación se debe al hecho de que el sentido del olfato está directamente conectado al sistema límbico, la parte del cerebro relacionada con la atribución de la emoción a determinados eventos. Además, el olfato es el único de los cinco sentidos que tiene vía directa con el hipocampo y la amígdala, órganos que participan en la formación de la memoria y procesan las emociones y los recuerdos, respectivamente.

TOMADA DE:SDP.Noticias.com
Publicar un comentario