jueves, 28 de octubre de 2010

IDECOOP Y LAS COOPERATIVAS


Por Isabel Franco

Hablar del IDECOOP en estos tiempos significa hablar del licenciado Pedro Corporán Cabrera que es la esencia de esa institución que regula el cooperativismo dominicano.

El cumplimiento del deber en una sociedad que responde a modelos totalmente contrarios a la doctrina y principios cooperativistas, se convierte en una labor titánica en la que incluso se pone en riesgo no solamente la reputación, sino también la integridad física.

Cuando se es apasionado de una causa como sucede en este caso, los enfrentamientos se hacen comunes, porque si se hace el bien se hace más notorio el mal y las consecuencias de hacer el bien paradójicamente no se hacen esperar.

Al llegar el titular del IDECOOP a la institución, hombre de grandes retos, inquieto, y visionario, se plantea el firme propósito de sacar al organismo del anonimato , y dar el todo por el todo, para que el sector cooperativo nacional encuentre el respaldo y la supervisión que hasta el momento habían sido ineficientes.

Hablar de un sector cooperativo que en la actualidad mueve sesenta mil millones de pesos anuales, generando más de cincuenta mil empleos indirectos , significa que tiene una incidencia importante en la economía de la nación. Sin embargo, este crecimiento sostenido con el cual el IDECOOP-PEDRO CORPORAN, ha contribuído notablemente, necesita que el organismo que lo regula, lo desarrolla, lo auspicia, lo capacita, amplíe su plataforma estructural, y cuente con el presupuesto necesario, para hacer frente al crecimiento comprobado del mencionado sector.

Resulta una contradicción que la buena administración de los recursos del estado, sea castigada por parte de los organismos correspondientes, rebajando el presupuesto a las instituciones que han defendido los fondos del erario público, que son los fondos del pueblo dominicano.

El licenciado Corporán ha manejado con transparencia los recursos del organismo que dirige, asumiendo con responsabilidad el rol que le corresponde y hoy al mirar el cumplimiento de los objetivos planteados al ingresar al IDECOOP, se plantea nuevos retos y necesita los recursos para cumplirlos.
Publicar un comentario