sábado, 9 de enero de 2010

Volvo C30 eléctrico, novedad en Detroit


Volvo, la marca de vehículos sueca líder en seguridad preventiva estará en el próximo Salón del Automóvil de Detroit, que se llevará a cabo entre el 11 y 24 de enero de 2010, en donde presentará oficialmente la variante eléctrica de su modelo compacto, el C30.

Un vehículo que permite una autonomía de 150 kilómetros. A partir de este modelo se fabricará una flota de 50 unidades que serán utilizados en el tráfico de la vida real a partir de 2011.

Volvo presentó un prototipo de vehículo eléctrico en septiembre de 2009. El C30 que se presenta ahora en Detroit es un modelo con un desarrollo mucho más avanzado, que incluye un interior completo y todos los instrumentos, así como un paquete de baterías mejorado.

El siguiente paso, ya en 2010, será fabricar una serie de vehículos de prueba. Serán usuarios seleccionados los que conduzcan esta flota de automóviles durante un periodo de dos años con el fin de que Volvo pueda adquirir la experiencia necesaria en este tipo de vehículos.

El C30 eléctrico tiene un aspecto parecido al del Volvo C30 convencional y ofrece el mismo nivel de seguridad, confort y espacio que el vehículo de serie. La diferencia más obvia en el interior son los nuevos instrumentos que el conductor tiene a su disposición.

Los indicadores y gráficos son ligeramente distintos a los de un Volvo convencional. En principio sólo muestran velocidad y consumo de energía, pero al mismo tiempo integra varios símbolos nuevos, como un indicador del estado de carga de la batería y otra información relevante para este tipo de vehículo.

La experiencia de conducción también es diferente a la de un vehículo convencional.
El C30 eléctrico no tiene marchas, solo hacia adelante o hacia atrás, y la potencia del motor se desarrolla muy rápidamente, alcanzando la máxima potencia de forma casi inmediata.

El Volvo C30 presentado en Detroit está alimentado por baterías de iones de litio que pueden recargarse en una toma eléctrica normal de casa o en estaciones de servicio especiales en carretera. La carga de la batería completa en el enchufe de casa tarda unas ocho horas.

La velocidad máxima con las baterías totalmente cargadas es de unos 130 km/h. La aceleración de 0 a 100 la consigue en menos de 11 segundos y la autonomía del vehículo es de hasta 150 km. Esto cubre las necesidades de transporte diarias de más del 90% de los conductores en Europa.
Publicar un comentario