miércoles, 27 de mayo de 2009

!OJO!EEUU: una iglesia episcopaliana impulsa el movimiento gay y fomenta un ecumenismo sin limites


La iglesia Saint Mark del barrio de Capitol Hill, en Seattle (EEUU), es conocida por su coro. La iglesia episcopaliana tiene, según muchas opiniones, el mejor coro gregoriano en la región. Su escuela coral es de las más reconocidas en el país y admite a alumnos de todas las edades. Pero también es conocida por dedicar celebraciones especiales para homosexuales.


La Iglesia de Saint Mark es anglicana, y conocida por la música que ofrece en sus celebraciones, a las que asisten muchas personas, una gran parte, no creyentes, atraídos por los cánticos que se pueden descargar posteriormente en formato podcast, de la web de la iglesia.

Pero otro aspecto conocido de esta iglesia episcopaliana es que se enmarca claramente en la línea ideológica del barrio, que es un referente del movimiento gay de la ciudad. La iglesia no es ajena a ello. En la fachada se cuelgan carteles como “Ven, te aceptamos como eres” y la Catedral tiene un ministerio específico para atender a esta comunidad (llamada ‘Integrity, the lesbian and gay ministry of the Episcopal Church’). Entre las actividades está un servicio religioso ´personalizado´ para homosexuales: los domingos a las 7 de la tarde.

COMENTARIOS DE ASISTENTES
En algunas páginas de Internet se pueden encontrar bastantes comentarios de visitantes que han asistido a la Catedral. Casi todos alaban el tipo de celebraciones religiosas que se dan. Destacan el buen ambiente, la apertura a todo tipo de personas. Pero también destacan que es un lugar en el que se sienten a gusto para relajarse al final del día, y que no hay predicaciones ni pastores.

Varios asistentes entusiasmados insisten en que “no importa lo que creas”, que las cuestión es que te puedes sentir bien, y que la espiritualidad se basa simplemente por la música y la relajación que comparten todas las personas que asisten. También se pueden leer comentarios de asistentes que remarcan que es una “comunidad amiga de los gays”, y que varios miembros de la congregación son abiertamente homosexuales.

Es, pues, un ejemplo más de una iglesia que se define teóricamente como cristiana, a la vez que incluye en su teología aspectos de nuevas tendencias que surgen en la sociedad, y que además fomenta un tipo de ecumenismo espiritual centrado en facilitar la satisfacción del máximo de personas posible. ¿Apertura tolerante o tergiversación de la doctrina bíblica? Esa podría ser la pregunta.
Publicar un comentario