miércoles, 27 de mayo de 2009

Israel acusa a Venezuela y Bolivia de suministrar Uranio a Irán


Venezuela y Bolivia suministran uranio a Irán para su programa nuclear, según un informe secreto del gobierno israelí obtenido el lunes por The Associated Press.

Es conocido que los dos países latinoamericanos tienen una estrecha relación con Irán, pero esta es la primera vez que son acusados de participar en el desarrollo del programa nuclear iraní, considerado una amenaza por Israel.

"Existen informes de que Venezuela suministra uranio a Irán para su programa nuclear'', señaló el documento del Ministerio de Relaciones Exteriores en referencia a conclusiones anteriores de la inteligencia israelí. Añadió además que "Bolivia también suministra uranio a Irán''.

El informe concluye que el presidente venezolano Hugo Chávez está tratando de socavar a Estados Unidos apoyando a Irán.

Venezuela y Bolivia son dos firmes aliados y tienen un historial de oposición a la política exterior estadounidense y a las acciones israelíes. Venezuela expulsó al embajador de Israel durante la ofensiva israelí en Gaza este año. Israel respondió expulsando al representante venezolano. Bolivia rompió relaciones con Israel durante la ofensiva.

De inmediato no hubo respuesta de funcionarios venezolanos y bolivianos a los señalamientos del informe.

El documento de tres páginas sobre las actividades iraníes en Latinoamérica fue preparado como adelanto a una visita a América del Sur del viceministro israelí de Relaciones Exteriores, Danny Ayalon, que acudirá la semana próxima a una conferencia de la Organización de los Estados Americanos en Honduras. También está previsto que el vicecanciller israelí, Avigdor Lieberman, visite la región.

El informe israelí no explicó de dónde provenía el uranio que supuestamente los dos países latinoamericanos están entregando a Irán.

Bolivia tiene yacimientos de uranio. Venezuela no está explotando sus reservas de uranio que contendrían unas 50,000 toneladas, de acuerdo con un análisis publicado en diciembre por el Fondo Carnegie para la Paz Internacional.

El reporte del gobierno israelí también acusa a la guerrilla libanesa de Hezbolah, apoyada por Irán, de establecer "células'' en América Latina. Afirma que Venezuela ha emitido permisos para que residentes iraníes viajen libremente por América del Sur.

Israel considera a Irán como una seria amenaza debido a su programa nuclear, al desarrollo de misiles de largo alcance y las persistente referencias de su presidente, Mahmud Ahmadineyad, a la destrucción de Israel.

El documento dijo que, con su ayuda, Venezuela y Bolivia violan las sanciones económicas impuestas por el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas a Irán.

A pesar de la insistencia de Irán de que su programa nuclear tiene objetivos pacíficos, Israel asegura que los iraníes están construyendo armas nucleares.

Irán ha repetido que su investigación nuclear está dirigida a producir energía. El enriquecimiento de uranio ha elevado la tensión sobre su programa debido a que la tecnología puede utilizarse tanto para producir combustible de plantas nucleoeléctricas como para construir bombas.

El país, bajo el liderazgo de Ahmadineyad, ha reforzado sus relaciones con Venezuela y con Bolivia, donde abrió una embajada el año pasado. Su alianza con países izquierdistas se basa principalmente en que comparten un antagonismo contra Estados Unidos, pero al mismo tiempo representa una manera de limitar su aislamiento internacional.

El vocero de la cancillería israelí, Yigal Palmor, declinó pronunciarse sobre el documento secreto.
Fuente:Las principales
Publicar un comentario